Caracoles y Babosas

Una de las plagas más catastróficas en los jardines y huertos son los caracoles y babosas. Estos animales se comen las hojas tiernas y dejan grandes agujeros y un rastro de babas delatando inequívocamente su presencia. Suelen salir de noche, en días nublados y después de las lluvias o de regar las plantas y en temporadas de frío o calor intenso, disminuyen su actividad, por lo que no debes confiarte y mantén inspecciones regulares para evitar que puedan volver a atacar nuestras plantas.

caracoles y babosas

¿Qué son los Caracoles y las Babosas?

Los caracoles de tierra y babosas son gasterópodos pertenecientes a la subclase “Pulmonata” y que se caracterizan por su respiración que se produce a través de un orificio que comunica con su pulmón. En los caracoles este agujero está en la concha y en las babosas junto a una estructura endurecida detrás de la cabeza. La principal diferencia entre ambos es que las babosas carecen de concha y los caracoles tienen una grande que les sirve de protección. Ambos segregan una baba que les ayuda a desplazarse y les protege de la desecación. Estos moluscos herbívoros están más activos en otoño y primavera.

Caracoles

Son muy variables en tamaño desde 1 mm de los más pequeños hasta los impresionantes 30 cm del caracol gigante africano. Se alimentan usando la que es una estructura con la que raspan las hojas y les sirve de lengua. Sus ojos están situados en el extremo de un par de tentáculos retráctiles y un poco por debajo tienen unos tentáculos sensoriales. Son animales hermafroditas pero aún así necesitan un segundo caracol para reproducirse. Un solo caracol puede llegar a poner hasta 200 huevos en otoño y en primavera. Durante el invierno o temperaturas bajas podrían hibernar para poder sobrevivir, igualmente hará en verano o cuando las temperaturas sean extremadamente altas. Los caracoles pueden llegar a vivir 5 años.

Babosas

Las babosas no tienen caparazón, tienen forma cilíndrica y pueden llegar a medir unos 10 cm. Son de hábitos nocturnos, al igual que los caracoles y necesitan de humedad para poder vivir, por lo que en épocas secas se entierran en la tierra y permanecen inactivas. También son hermafroditas, necesitando aparearse para reproducirse y ponen una cantidad grande de huevos envueltos en mucosa, en la tierra o enterrados en ella, en caso de que la humedad sea baja. Las babosas pueden alcanzar los 2 años de vida.

Antes de que aparezcan ¿Cómo prevenir su aparición?

  1. Riego por goteoA estos animalitos les encanta la humedad. Si usas el método de riego por goteo las plantas tendrán unos niveles de humedad más moderados que usando otros tipos de riego y los moluscos se irán en búsqueda de humedad. También es muy útil regar a primera hora de la mañana en lugar de por la noche.
  2. Uso de trampasPara poder atraparlos podemos poner tejas, ramas, piedras, cuencos u otros objetos similares donde puedan esconderse durante el día con lo que podremos localizarlos y eliminarlos.
  3. Plantas que repelenLos caracoles y babosas evitan las plantas como el romero, la lavanda, mostaza, la salvia, la capuchina, la begonia o incluso los geranios. Es muy buena idea plantarlas cerca de los cultivos más susceptibles de ser atacados o cerca de los planteles para que no ataquen a las plántulas.
  4. Vigila las zonas umbrías y húmedasLes gusta resguardarse en los lugares sombríos y húmedos y los eligen para poner sus huevos. Mantén los sitios con estas características bajo observación en las épocas de mayor actividad de estos moluscos.

Una vez los detectamos ¿Cómo combatirlos?

Presentamos 3 métodos más utilizados, Químico, Biológico y Remedios caseros

Control Químico

Para combatirlos disponemos de cebos, que se pueden aplicar tanto en interior como en exterior, resistentes a la humedad y que no son absorbidos por las plantas, por lo que no tenemos que preocuparnos por que no acabará dentro de nuestras queridas plantas. Si se aplican justo después de regar, conseguiremos aumentar la eficacia ya que éstos animales se ven atraídos por la humedad.

Se aplican en montoncitos alrededor de las plantas y normalmente en una aplicación ya veremos cómo desaparecen, pero si persisten podemos volver a aplicarlos después de 15 días. Normalmente, dos aplicaciones al año acostumbran a ser suficientes.

Una precaución a tener en cuenta es la de mantenerlos fuera del alcance de niños y animales domésticos ya que pueden resultar peligrosos para ellos. La mayoría de los cebos comerciales contienen sustancias que provocan el vómito para prevenir la intoxicaciones indeseadas.

Control Biológico

Los caracoles y babosas adultos sirven de alimento a varias especies de aves y algunos insectos como las hormigas se alimentan de sus huevos. Otros animales que se alimentan de estos moluscos son los sapos, los erizos y las serpientes.

Algunos dípteros como (Richardia sp.) han presentado parasitismo contra las babosas.

Además también podemos contar con la ayuda de salamandras, lagartijas, sapos y ranas, ciempiés, escarabajos, víboras, tortugas, patos o gallinas.

Remedios naturales

Podemos hacer un cerco a las plantas que queramos proteger con cenizas de madera o con sulfato de hierro. A causa de la baba, cuando los caracoles y babosas tocan estos productos, se produce una reacción que los ahuyenta.

Los caracoles y babosas se sienten atraídos por la cerveza por lo que es buena idea enterrar hasta la superficie unos cuencos y llenarlos con esta bebida. Cuando llegan hasta el cuenco se introducen en él y quedan atrapados, muriendo por ahogamiento.

Es importante que mantengamos un ecosistema sano en nuestros huertos y jardines ya que esto puede solucionar problemas de plagas antes de que se conviertan en un problema. Poner casitas para pájaros, respetar los nidos y no usar insecticidas o plaguicidas en exceso puede hacer que ni siquiera los necesitemos.

Otra medida que podemos tomar es eliminar las malas hierbas cercanas al cultivo, así como las piedras y los desechos orgánicos, ya que ahí se refugian y ponen sus huevos la mayoría de insectos y plagas.

Esperamos que con estas instrucciones que te hemos dado consigas mantener a caracoles y babosas apartados de tus plantas.

Top 3 productos

Puedes comprar online cualquiera de estos 3 productos para luchar contra los Caracoles y babosas, aprovechándote de grandes descuentos.

Agrinutrient sulfato ferroso granulado, 25 kg.

Sulfato ferroso granulado de 25 kg

Fabricante: AGRIBIOS

🔥 Producto Estrella en Amazon
✔️ Sulfato ferroso con un contenido de azufre, magnesio y manganeso, 100% eficaz.

✔️ Evita de una vez por todas las carencias existentes en el suelo

✔️ Aporta el MAGNESIO Y MANGANESO, importantes para el Metabolismo de tus plantas

✔️ Ayuda a controlar el almizcle en tus prados y pastizales

Precio : 43,45 € Ver en amazon
Zapi - Abono de sulfato ferroso, bolsa de 5 kg

Abono de sulfato ferroso. Bolsa de 5 kg

Fabricante: ZAPI

🔥 Producto biológico

✔️ Aunque no sea un fitofármaco es igualmente igual o más eficaz en la contención del Almizcle en alfombras césped.

✔️ NO DISTRIBUIR en presencia de marmi azulejos y hormigón.

✔️ Viene en un cómodo y robusto cubo con tapa.

Precio : 24,75 € Ver en amazon
En Descuento!
Compo Abonos de huerto y jardín Quelato de Hierro, 250 g

Compo Abonos de huerto y jardín. Bolsa de 250 g

Fabricante: Compo

🔥 4,3/5 ⭐⭐⭐⭐⭐
✔️ Indicado para la prevención y corrección de la clorosis férrica.

✔️ Extraordinaria pureza y solubilidad. Perfecta solución contra clorosis.

✔️ Quelato de hierro EDDHA 13% Hierro (Fe) soluble en agua.

Precio recomendado : 7,75 €
Precio : 7,65 € Ver en amazon